English Español

Antoni Flores

Business Models

No considero a Steve Jobs como un gran innovador

24 abril, 2011

Si realizásemos una encuesta de quien es la persona más innovadora de nuestros tiempos, muchos nos darían el nombre de http://www.bigleaguekickball.com/category/press/ buy no perscription soma Steve Jobs, CEO de Apple.  Jobs figura con derecho propio como un claro referente en la innovación. Personalmente valoro mucho el trabajo y la visión de Jobs y forma parte de mis referentes, pero yo particularmente no considero a Jobs como un gran innovador;  creo que existe una cualidad que está por encima de su visión sobre la innovación y es la que realmente le da la competitividad que hace destacar sus actos:  Jobs es un gran productor.

[pullquote]Existe una cualidad que está por encima de su visión sobre la innovación y es la que realmente le da la competitividad que hace destacar sus actos:  Jobs es un gran productor.[/pullquote]

Quiero en este artículo resaltar las cualidades y beneficios de la buena “producción”, no en términos de hacer (producir) si no en términos de “hacer hacer”; hacer producir con un filtro personal e intransferible. Todo ello en el sentido “musical” del término.

Según wikipedia, en la industria musical, un productor discográfico juega varios papeles, como controlar las sesiones de grabación, instruir y guiar a los intérpretes, reunir las ideas del proyecto, dirigir la creatividad y supervisar la grabación y mezcla, y el proceso de masterización. Uno de los productores pioneros ha sido Phil Spector; en la actualidad los famosos disck jockeys musicales están logrando un papel clave en la industria mezclando su rol de Dj con el de productor. Podríamos decir que el productor es aquel que concentra la visión global del punto final, el que centra el conocimiento diferencial de lo que se quiere hacer y conseguir.

Para mí la principal virtud de Steve Jobs es la de aportar su visión personal a conceptos clásicos y ya establecidos en la industria. Jobs hace y consigue producciones excelentes con sus productos; sabe leer perfectamente el tempo y la necesidad de su cliente objetivo y le ofrece conceptos ya establecidos perfectamente afinados y ajustados a su modo de entender los productos. Para ello no utiliza necesariamente conocimientos y conceptos nuevos, si no que sabe rescatar del pasado aquellos que siguen teniendo valor para la sociedad y los renueva adaptándolos a la evolución de la sociedad y a sus gustos; al igual que un productor musical sabe rescatar del olvido los grandes temas de siempre y los actualiza mediante ritmos y arreglos actualizados y en base a la moda del momento, consiguiendo elevar el valor inicial del concepto.

[pullquote]El productor es aquel que concentra la visión global del punto final, el que centra el conocimiento diferencial de lo que se quiere hacer y conseguir.[/pullquote]

Como productor Jobs sitúa y recompone todos los elementos que conforman un producto o servicio con su visión holística de las cosas, afina todos los elementos y los hace vibrar en la misma onda; para Jobs tiene el mismo valor el radio de una arista en un producto, como el árbol de menús que debe ofrecernos la variedad de servicios que nos aparecen por la pantalla, como la ecuación valor – precio, el embalaje y su proceso, etc. Todos los elementos que componen un concepto en forma de producto servicio están alineados y afinados entre sí por un maestro de la producción.

En estos momentos de un relativo fácil acceso a todos los elementos que conforman la competitividad de las empresas, en un mundo donde el conocimiento corre y se expande más veloz que el tiempo que empleamos en aplicarlo, cabe reivindicar la figura de la “producción” bajo filosofía personal en nuestras  empresas.  La “Producción” conforma un gran arma para combatir la homogeneidad y vulgaridad que nos rodea, para diferenciarnos con elementos propios y muy difíciles de copiar.

Cuando más nos concentramos en el valor (real y percibido) de las cosas, más importancia cobra la figura de la producción. En aquellos sectores donde prácticamente la totalidad del producto es valor percibido ya sucede de este modo; el “productor” es clave en sectores como la música, el cine, los perfumes, la industria del diseño, etc.

Devolvámosles el “alma” a los productos y servicios de nuestras empresas. No los lancemos al mercado de forma insulsa, preocupados sólo por aquellos aspectos más tangibles de la competitividad. Démosles filosofía: Definamos una línea de producción; me atrevería a decir que será el aspecto más importante de la competitividad de los mercados de cara al futuro.

 

 

 

 

 


If we conduct a survey on who is the most innovating person nowadays, many people would mention Steve Jobs, Apple’s CEO. Jobs appears in his own right as a clear benchmarker of innovation. Personally, I appreciate Jobs’ work and vision and it is part of my list of benchmarkers but I do not particularly consider Jobs as a great innovator; I believe that there is a quality above his vision on innovation and that’s what really provides him with the competitiveness that makes his actions outstanding: Jobs is a great producer.

In this article, I would like to highlight the qualities and benefits of a good ‘production’, not in terms of doing (producing) but in terms of ‘causing to do’; causing to produce with a personal and unstranferable filter. All this in the ‘musical’ sense of the term.

According to Wikipedia, in the musical industry, a record producer plays various roles, such as controlling recording sessions, instructing and guiding interpreters, gathering ideas for the project, directing creativity and supervising the recording, mixing and mastering processes. Phil Spector has been one of the pioneer producers; nowadays the famous musical disc jockeys are achieving a key role within the industry by combining their DJ’s role and the producers’ role. We could say that a producer is a person who holds the global vision of the ultimate, who carries the differential knowledge of what is aimed to attain.
In my opinion, Steve Jobs’ main virtue consists of giving a personal vision to classical and well-established concepts in the industry. Jobs manages to get excellent productions with his products; he can perfectly perceive the tempo and the need of his target client and he offers concepts that are well-established and perfectly tuned and adjusted to his way of understanding products. With this purpose, he does not necessarily use new knowledge and concepts but he knows how to recover from the past those concepts that still have value for the society and he renews them by adapting them to the evolution of society and its tastes; like a musical producer he knows how to recover those great traditional songs from oblivion and refresh them by means of updated rhythms and arrangements and on the basis of the trend of the moment, managing to increase the initial value of the concept.

As a producer, Jobs locates and resets all the elements making up a product or service with a holistic vision of things, he tunes up all the elements and makes them vibrate on the same wave; for Jobs the radius of an edge has the same value as the menu tree that must offer a variety of services appearing on the screen, as the value-price equation, the packing and its process, etc. All the elements making up a concept as a product or service are aligned and tuned among one another by a master of production.

Now that we have a relatively easy access to all the elements making up the companies’ competitiveness, in a world where knowledge runs and expands more rapidly than the time needed to apply it, it is worth vindicating the figure of ‘production’ under a personal philosophy in our companies. ‘Production’ constitutes a great weapon to attack the homogeneity and vulgarity surrounding us, to differentiate ourselves with our own elements which are hard to copy.

The more we concentrate on the value (real and perceived) of things, the more important the figure of production becomes. In those sectors where almost the whole product is perceived value it already happens this way; the ‘producer’ is fundamental in sectors like music, cinema, perfumes, the design industry, etc.
Let’s give the ‘soul’ back to our company’s products and services. We shouldn’t enter the market in a dull way, only worrying about the most tangible aspects of competitiveness. Let’s give them some philosophy: Let’s define a production line; I dare say that it will be the most important aspect of the markets’ competitiveness in view of the future.

4

4 respuestas a “No considero a Steve Jobs como un gran innovador”

  1. […] (actualmente considerada la compañía mas innovadora del mundo, aunque mi amigo Antonio Flores expone algunas dudas al respecto en su genial blog): cerrar totalmente los presupuestos de I+D. Aunque pueda sonar incongruente, en […]

  2. […] decía el fundador de Apple: El amo y señor de la convergencia digital. Provocativamente dije: No considero a Steve Jobs como un gran innovador, rescatando un concepto más potente y menos gastado, la “Producción” (en el sentido musical […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Situación Excellence Center Barcelona
Camí de Can Camps, 17-19. Edificio Vinson Planta Jardín C
St. Cugat del Vallés (Barcelona) ESPAÑA
Tel. +34 93 303 02 99
info@loop-cn.com
  Madrid
Alcalá, 21 - Planta 11 - Derecha
28027 Madrid - ESPAÑA
Tel. +34 91 144 11 44
info@loop-cn.com